Software de gestión y contabilidad gratuito

Blog Visionwin


Consideraciones acerca del cálculo de los modelos de IVA e IRPF

Actualizado : 25.10.2017

Hemos recibidos muchas consultas con dudas acerca de la correcta configuración de las cuentas de IVA e IRPF y la forma de contabilizar adecuadamente las regularizaciones de estos impuestos.
Pasamos a explicarlo en este artículo

Lo primero que tenemos que tener en cuenta es que Visionwin Contabilidad extrae toda la información para la elaboración de los modelos de IVA y de IRPF desde las distintas subcuentas (472, 477 y 4751) y de la información almacenada en el diario en estas  subcuentas. Además en las tablas de IVA deberemos tener configuradas todas las cuentas de IVA que necesitemos utilizar.

Si estamos realizando una instalación nueva o creando una empresa con un plan contable standard todas las cuentas de IVA e IRPF ya vienen correctamente configuardas.

Revisaremos ahora por separado la configuración para los Libros de IVA e IRPF

Libros de IVA y modelos 303, 340 y 347

En primer lugar en las distintas subcuentas de IVA (472 y 477) deberemos asignar la clasificación para los modelos de IVA tal y como vemos en la siguiente imagen. Así nos aseguramos que el programa lo asigne al apartado correspondiente  :



Una vez configurada cada subcuenta, revisaremos en Fichas – Tablas – Tipos de IVA que estén configuradas correctamente en los tipos de IVA que utilicemos, por ejemplo para el 21% de operaciones interiores :



De este modo ya tenemos las cuentas y los tipos de IVA configurados. Ya podemos contabilizar las facturas de IVA soportado (compra o gasto) por el tipo de asiento 2 (importante utilizar este tipo de asiento para que los automatismos de registro de IVA e IRPF funcionen correctamente) y las facturas de IVA repercutido (venta o ingreso) por el tipo de asiento 3.

En el periodo en el que necesitemos realizar el asiento de liquidación de IVA, lo contabilizaremos por el tipo de asiento 1 e introduciremos las distintas cuentas 472 y 477 en las partidas del asiento. Al abrir cada cuenta deberemos marcar la opción “Es una regularización” para que no sea necesario introducir la base imponible y para que el programa ponga el importe de la liquidación en el Debe o Haber según corresponda.

Otra opción es utilizar la opción automática para generar el asiento de regularización de IVA desde Gestión de IVA – Asiento de regularización de IVA. Basta con indicar el periodo a liquidar y se nos creará el asiento de forma automática :





Modelos de retenciones (111,115,180 y 190)

Al igual que en los modelos de IVA deberemos revisar las subcuentas en las que almacenaremos los importes de retención (4751), tanto de Nóminas, profesionales o alquileres. En este caso tendremos que revisar la pestaña “IRPF”  asignando los parámetros adecuados en los desplegables. Por ejemplo para las retenciones de profesionales :




Una vez revisadas estas subcuentas ya podremos contabilizar correctamente las retenciones. Si se trata de una retención en factura recibida, cuando estemos introduciendo la factura (recordemos, tipo de asiento 2), pulsaremos el botón % en la pantalla para poder introducir los datos de IRPF correspondientes (% de retención, importe y cuenta relacionada). En el ejemplo, introducimos la retención en una factura de alquiler :



En el caso de que se trate de un asiento de nóminas, introduciremos la cuenta 4751 correspondiente directamente en las líneas del asiento (asiento tipo 1), el programa nos abrirá una ventana solicitando los datos necesarios para rellenar los distintos modelos :




Introduciendo correctamente esta información ya no tendremos problemas para que se nos calculen automáticamente los distintos modelos de retención.

Cuando necesitemos realizar la liquidación (pago) de retenciones, lo haremos por el tipo de asiento 1 y al introducir la subcuenta 4751 correspondiente marcaremos “Es una regularización en la ventana de ampliación de datos”.


Volver al inicio